A la hora del patio

Acababa de empezar como maestra de parvulario cuando tuve el accidente y supe que nunca podría tener hijos. Han pasado ya cuatro décadas y en cada promoción me he enamorado de uno de mis alumnos. Este último curso me ha robado el corazón una pequeña terremoto de 4...

leer más

Kintsugi

Envié hace poco en un correo estas tres fotos. El asunto del e-mail decía "Mi ojo izquierdo" y acompañaban a las imágenes estas palabras: "En los últimos dos años he intentado explicar(te) con palabras algo que, con certeza, sólo puede describir una foto. Si una...

leer más

8M

Querida. Me gusta verte crecer en otras mujeres. Sí, suena raro, lo sé. Pero te intuyo en las pulsiones y emociones de las hijas de otras madres, siempre ajenas y a la vez, extrañamente, cercanas. Me sigo sorprendiendo hablándote o escribiéndote, como si alguna vez...

leer más

La ley del silencio

Quiero poder plantar mi trípode y sólo preocuparme por el encuadre, la alquimia de los números y ese baile delicioso entre mis córneas y la luz derramándose en colores. Quiero ahorrarme los "hola guapa", los “hazme a mí la foto, nena", los "menuda cámara" y los "mmm...

leer más

Santa Lucía

Tengo debilidad por Lucía de Siracusa. Cómo no hacerlo: era mujer, mártir, siciliana y es patrona de los pobres, los ciegos, los niños enfermos, modistas, fotógrafos, afiladores, sastres, fontaneros y escritores. Dice la leyenda que Lucía poseía unos ojos tan...

leer más
error: Alerta: Contenido protegido. Si necesita algún texto o fotografía contacte con www.emiliagalindo.com